lunes, 13 de diciembre de 2010

ATRAE LA PROSPERIDAD Y LA ABUNDANCIA A TU VIDA


La riqueza, la prosperidad y la abundancia es un tema muy estudiado, analizado y trabajado por muchos. Pareciese el objetivo y fin de todo y de todos, se han construido muchas teorías, lo explican como algo muy complicado de alcanzar y muy fácil de desear. La mayor parte de las personas buscan este estado de riqueza, prosperidad y abundancia como algo externo, algo que está fuera de nosotros y por el cual se tiene que luchar muy duro y con mucha disciplina para poder alcanzarlo.
Principalmente en occidente se tiene la creencia de que siempre hay que ir por mas, que tiene que ser una lucha sin fin, trabajar y trabajar siempre por mas, no importa cuánto tengas en este momento siempre es mejor más. Esta es una creencia muy implantada al ego, si no tengo más, no valgo más.
Como todo lo que creamos en nuestra vida, la riqueza se crea primero internamente, “Tu mundo interior crea tu mundo exterior”.
Después de tantos maestros trabajados he podido resumir sus enseñanzas en algo muy simple, sin perder energía en lo que no funciona. Para construir prosperidad en tu vida, tienes que construir primero prosperidad y armonía en tu interior, y eso se sostiene en cinco pilares que se forjan internamente. Toda la riqueza que puedas atraer y crear en tu vida de forma material se sostendrá en estos cinco pilares:
  1. PILAR No 1. Tu valor crea tu riqueza.
  2. PILAR No 2. Tu sentimiento de merecimiento atrae tu riqueza.
  3. PILAR No 3.Tu patrón mental sobre el dinero y tu conciencia de prosperidadmide cuanto puedes generar en riqueza.
  4. PILAR No 4. Tus creencias sobre el dinero te aperturan a recibir y aceptar riqueza en tu vida.
  5. PILAR No 5. Descubrir tu misión de vida potencia enormemente todas las anteriores.
Parece muy sencillo y lo es, y por lo mismo extremadamente poderoso cuando lo vas incorporando en tu interior y en tu vida.
PILAR No 1. Tu valor crea tu riqueza.
De pequeños nuestros padres nos fueron incorporando un sentimiento de auto-valoración con lo que nos decían sobre nosotros mismos, reconociendo o criticando todo lo que hacíamos, de esa manera fuimos construyendo la imagen que tenemos de nosotros ahora.  ¿Sentimos que somos personas valorables? La respuesta está en lo más profundo de tu ser.
Ese sentimiento de valoración mide nuestra capacidad de entregar algo de valor al resto de las personas. ¿Te sientes útil?, ¿crees que lo que haces tiene algún valor para los demás? ¿Puedes aportar valor a la vida de alguien?
Esta auto-imagen mide claramente cuanto sentimos que valemos, ese sentimiento emite una vibración que tiene un punto claro de atracción, atrae riqueza a tu vida.
El colegio es otro lugar donde los maestros aportan de manera significativa a esta auto-imagen y a la auto-valoración,  tan importante para una persona en su vida adulta.
Si te diste cuenta que en lo más profundo de tu ser no te sientes valorable, crees que tienes poco  o ningún valor para las personas, es hora que cambies esa imagen de ti mism@.
PILAR No 2. Tu sentimiento de merecimiento atrae tu riqueza.
El sentimiento de merecimiento te abre a recibir y aceptar esa riqueza en tu vida. Al igual que la valoración este sentimiento también se lo construye en la infancia, cuando tus padres u otra persona mayor de influencia te decían que merecías lo que deseabas, o si tenias que hacer algún merito para obtenerlo, o si tu conducta no fue la adecuada y no te merecías nada; un permiso, un regalo, dinero, ropa, cualquier cosa que tu realmente anhelaras tener.
El colegio también fue muy decisivo en este aspecto, los profesores muy a menudo por motivar e influenciar a los alumnos los manipulan con sentimientos de culpa y de no-merecimiento.
¿Qué te decían a ti?, ¿Qué te merecías todo lo que querías o más bien nada? ¿Tenias que hacer meritos para lógralo? ¿Lo lograbas?
Este aspecto de merecimiento también está grabado en el interior de cada persona, en lo más profundo y sin que existan lógicas explicables sientes que eres merecedor de toda la riqueza de la vida o que no mereces nada.
Te dejo al final del artículo un TRATAMIENTO DE MERECIMIENTO para que lo medites que Louise Hay  creo para que este sentimiento incorporado en el interior de las personas cambie.
PILAR No 3. Tu patrón mental sobre el dinero y tu conciencia de prosperidad mide cuanto puedes generar en riqueza.
Todos tenemos un patrón sobre el dinero, es el nivel sobre cuanto creemos que podemos generar en términos económicos, nuestro entorno nos lo creo y es ese el nivel al que llegamos, influye también nuestro sentimiento de merecimiento y de valoración. Pero el patrón del dinero tiene una cifra exacta, hasta con centavos y es como si tuviéramos una etiqueta invisible que dice cuanto valemos y cuanto estamos dispuestos a cobrar.
Está muy relacionada con tu consciencia de prosperidad, tus miedos y dudas también están basados ahí.
Pero la buena noticia es que puedes ampliar gradualmente tu patrón del dinero y expandir tu consciencia de prosperidad.
PILAR No 4. Tus creencias sobre el dinero te aperturan a recibir y aceptar riqueza en tu vida.
Tus creencias sobre el dinero marcan firmemente tu punto de vibración y atracción respecto a él. Pero son simplemente creencias, no la verdad y ya puedes empezar a cambiar las que no aportan a tu bienestar.
Revisa cuál de estas creencias falsas son también tuyas.
❤      El dinero es origen de todos los males
❤      Los ricos son avaros y mezquinos
❤      Los ricos son malos
❤      Está podrido en dinero
❤      Para juntar algún tipo de dinero tienes que matarte trabando
❤      Cada peso bien habido tiene que ser ganado con el sudor de tu frente
❤      El dinero no crece en los arboles
❤      No puedes ser rico y espiritual
❤      La felicidad no puede comprarse
❤      Los ricos son cada vez más ricos y los pobres más pobres
❤      No todo el mundo puede ser rico
❤      No hay dinero suficiente para todos.
❤      El dinero es malo.
❤      Si tengo dinero los demás me envidiarán.
❤      El dinero cuesta ganar.
❤      No se puede ser buena persona y tener mucho dinero.
❤      El dinero corrompe y es sucio.
❤      Es difícil ganar un buen sueldo sin dejarse la vida en ello.
❤      El dinero no hace la felicidad
❤      Los ricos son malos y los pobres buenos.
❤      Si tengo mucho dinero los demás vendrán a mí por interés.
❤      Hay que pagar un precio muy alto para ser rico.
❤      Y la más infame, eso no es para nosotros.
Cómo viviste y qué te enseñaron a cerca del dinero marca la pauta que tienes hoy, y por lo tanto tu punto de vibración y atracción sobre el dinero.
Es impresionante la calidad de energía que emiten la mayor parte de las personas cuando entra en tema el dinero, el 99,99% de la población mundial emite ondas vibracionales densas y negativas. La palabra dinero está cargada por mucha energía negativa, apenas la mencionan y ya la mente de las personas piensa en deudas, obligaciones, crisis, escasez, limitaciones, etc. No es de extrañar que la mayor parte de las personas vivan en escasez.
Pero todas esas creencias son falsas y limitadoras y tú puedes decidir cambiarlas cuando quieras. Si ahora mismo te has dado cuenta de que sí te fueron impuestas creencias negativas con relación al dinero, y  decides rechazarlas porque no son tuyas y no te aportan nada bueno, ya es un primer paso para liberarte de ellas.
PILAR No 5. Descubrir tu misión de vida potencia enormemente todas las anteriores.
Descubrir tu misión de vida potencia todas las anteriores, pues cuando sabes que es lo que has venido a hacer a esta encarnación nada puede ser igual y es imposible fracasar si te dejas llevar por el Poder de la Intención.
Primero en tu misión de vida están tus dones y tus talentos que te diferencian de las demás personas. Todos tenemos alguno y cuando decidimos potenciarlo podemos ser maestros en eso.
Tu misión de vida está muy relacionado con lo que amas hacer, y lo que amas hacer te conecta con tu Espíritu y lo que te conecta con tu Espíritu forma parte de tu propósito de vida.
Tus creencias sobre el dinero y el trabajo cambian drásticamente cuando te dedicas a lo que es tu misión, pues todo fluye de forma natural y el Universo te apoya con todo.
Cuando te desenvuelves en lo que es tu misión de vida te das cuenta de cuánto realmente vales, desarrollas capacidades que nunca habías imaginado, tus dotes de creatividad se potencian como nunca antes lo habías hecho y un profundo sentimiento de merecimiento se apodera de ti.
Cuando empiezas a trabajar en lo que es tu misión de vida y compruebas como el Universo te apoya, te sientes internamente rico y bendecido, entonces tu consciencia de prosperidad se expande enormemente.